Happy Kids
Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles.

Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles

Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles

 

La piscina infantil permite que los niños se relajen y se diviertan. Por ello, solo tienes que elegir entre las formas y tamaños disponibles. Hay diferentes modelos de piscinas infantiles que pueden ser plegables, inflables, tubulares o rígidas.

A continuación tienes que tener en cuenta varios factores:

Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles.
Los accesorios son elementales en una piscina para niños.
  • Edad y número de usuarios: Lo primero que hay que tener en cuenta a la hora de elegir una piscina es el número de niños que la utilizarán y su edad. Si son muy pequeños (2-3 años), los accesorios como los toboganes o las pelotas serán más atractivos que para los niños mayores.
  • Espacio disponible: Si quieres montar una piscina tienes que tener en cuenta el espacio adecuado.
  • Materiales: Esto tiene que ir de acuerdo a la edad de los niños, por lo general ellos requieren una piscina con poca profundidad, por lo que te recomendamos invertir en una piscina más duradera, pero también que sean seguros y provoquen accidentes en los pequeños.
  • Accesorios: Es fundamental los accesorios, pero esto dependerá del presupuesto que tengas. Puedes colocar escaleras, asientos, toboganes inflables y los encuentras en la tienda Happy Kids, solo tienes que buscar el modelo que quieres y lo adquieres así de rápido.
  • Hinchables o tubulares: Las piscinas inflables son muy fáciles y baratas al mismo tiempo, además una de sus principales ventajas es que son resistentes y son de calidad. En nuestra tienda Happy Kids puedes encontrar diferentes tamaños, formas y modelos para engreír a tus pequeños y no necesitas algún permiso para instalarlos.

¿Qué tipo de piscinas para niños existen?

Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles.
Considere tener una piscina inflable que se acomode en su patio y su pequeño disfrute en casa.

Existen diferentes tipos de piscinas, entre ellas están las prefabricadas, como padres tenemos que ver cuáles son los apropiados para nuestros hijos y dependiendo también el material que queremos emplear:

  • Piscinas de madera: Fuera de ser un material muy bonito que convierte a la piscina en un elemento decorativo, la piscina de madera también proporciona una capa exterior resistente y duradera en el tiempo.

Están especialmente protegidos de la humedad y problemas relacionados. Son más baratos que los tanques construidos, pero se encuentran entre más caros cuando quieres intercambiar.

  • Piscinas de acero inoxidable: La piscina de acero desmontable también es muy duradera y se puede seguir instalando de verano a verano si no se necesita para nada más. Construcción metálica con placas laminadas y tornillería de acero inoxidable. El interior está forrado con un revestimiento, una capa de plástico blando. Son mejores que las casas de plástico para mascotas porque son más estables.
  • Piscinas tubulares: Las piscinas tubulares son piscinas con una estructura a base de tubos, normalmente de aluminio, para asegurar la estabilidad de la lona. Son más estables que los hinchables y más económicos que los dos anteriores, y son fáciles de montar y desmontar, lo que facilita su traslado.
  • Piscinas inflables: Son un tipo de piscinas desmontables, normalmente no necesitan una estructura para sostenerse, la principal ventaja de las piscinas inflables es su precio (más económico que todos los tipos anteriores), fácil montaje (en pocas horas) y el hecho de que no tienen partes, no dañan los bordes.
  • Piscinas infantiles pequeñas: La piscina infantil es, como su nombre indica, para los más pequeños. Por su tamaño y características son mucho más seguras, ya que suelen ser poco profundas y contienen poca agua.

Puede agregar muchos accesorios de juego (toboganes, sofás, figuritas). El precio es económico respecto a los tipos anteriores, pero el uso es mucho más limitado, tanto por el tipo de piscina como por su durabilidad.

Aprende a proteger y cuidar a los niños en la piscina

Todo lo que debes saber sobre las piscinas infantiles.

Una de las reglas más conocidas para evitar que los niños sufran algún accidente es seguir la regla 10/20. Es muy sencillo, en el que no debes de perder de vista a tu hijo por más de 10 segundos y nunca alejarnos más de la distancia de 20 segundos, tiempo que podemos acudir para evitar mayores accidentes.

Los niños se pueden ahogar en muy poco tiempo, por eso es muy importante ser vigilantes ante todo. Para evitar problemas, lo más fundamental es no dejar que sucedan, por eso es relevante que su hijo sepa que si no puede nadar bien, no puede nadar solo y que siempre debe usar una variedad de ayudas para nadar (chaleco, chaleco salvavidas o arnés).

Los niños deben aprender a flotar primero antes de que puedan nadar. Además, tenga cuidado al saltar de cabeza a la piscina en el lugar menos profundo para evitar lesiones o al correr cerca del bordillo para evitar resbalones y caídas.

Otra recomendación es no tener objetos que llamen la atención del niño alrededor de la piscina y causen accidentes. En casos extremos existe un sistema de alarma que te avisa si hay un niño en el agua, lo que reduce los tiempos de reacción. Finalmente, tenga listo un botiquín básico de primeros auxilios y un teléfono.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.